9/4/14

623 - Dolor indoloro



se había acostumbrado a ellas
sus espinas del alma
cada mañana el sol gratificaba su dolor indoloro
haciéndolo parte sustancial de su existencia
ahora bella


he had become accostumed to them
his soul thorns
every morning the sun appreciated his painless pain
being substantial part of his existence
now full of beauty



· · ·
623·CR208·140409 · Dolor indoloro ©2014  
712'120110-047-Lanzarote-Cactus-w ©2012
· · ·

56 comentarios:

  1. Me gusta mucho como escribes. Tienes un don. Esta vez el texto, me ha atrapado más que la imagen que lo complementa. Enhorabuena, por todo lo que trasmites, por lo menos a mi.
    Un abrazo enorme.

    ResponderEliminar
  2. Excelente contraste con una nitidez asombrosa. Me gusta ese dolor si es siempre así. Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Uno va aprendiendo... aunque duela. Y se acostumbra a algunas cosas. A otras, no. Besos.

    ResponderEliminar
  4. Eso sólo puede producir resentimiento...Rencor controlado
    Dudo que perro alguno se acostumbre al dolor

    ResponderEliminar
  5. Sí son así de bellas yo también me acostumbro, una foto exquisita, relaja mucho mirarla! Así las espinas duelen menos! Un abrazo!

    ResponderEliminar
  6. Que bonitas palabras ñOCO, hoy especialmente me han llegado al alma.
    Así es, aprerender a dulcificar el dolor, y que bonito......llegando a hacerlo bello.
    La foto una delicia, dibujar con luz, así de sencillo, así de bello.
    Preciosa entrada
    Un beso

    ResponderEliminar
  7. Bueno, bueno, indoloro no, agridulce puede.
    Menudo contraste logras entre esos ¿pequeños? ejemplares contra los enormes de atrás.
    Salu2

    ResponderEliminar
  8. Es curioso que precisamente las espinas den tanta belleza a la imagen...

    Abrazos!!!

    ResponderEliminar
  9. Me sumo a la aceptación de tu texto, es muy intenso. La imagen....Sublime ñOCO. Esas púas se ven en todo su esplendor.Genial!
    Guichis "W"

    ResponderEliminar
  10. Great back lit cacti shots.
    Nice.

    ResponderEliminar
  11. Esta foto le ha quitado el primer puesto en mi lista a la de la Tormenta. Colores, contraluz, reflejos, formas...no sé lo que haces ni cómo, pero foto y texto son inmejorables.

    (Según la vi creí que eran microorganismos, fíjate cómo estoy)

    Un beso genio:)

    ResponderEliminar
  12. Ay, Ñoco... Que preciosas coronitas de espinas!!! Las espinas dan sentido a la imagen. También a la vida.

    Un beso grande.

    ResponderEliminar
  13. Creo que uno no debería acostumbrarse al dolor.....un beso desde Almería....)))
    http://visual-anjespinosa.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  14. Todas las espinas del alma ayudan a sobrevivir, pero solo al cactus le producirán un dolor indoloro al resto me temo que algo mas.
    La fotografía es preciosa, destacando las espinas que al cactus lo hacen bello.
    SAludos.

    ResponderEliminar
  15. Buenísima.., excelente fotografía.
    La suavidad de la luz es estupenda,
    y una buena edición.

    Un saludo, Ángel

    -Estupendo texto-

    ResponderEliminar
  16. Tienes un sello diferente en las fotografías. No te podría comparar con otro autor o aficionado ya que eres original al momento de capturar la realidad.
    Me gusta ese ojo que tienes ;)

    ResponderEliminar
  17. Bella, bella existencia...
    ¡Nunca había visto unos cactus azules!

    Besicos, amigo.

    ResponderEliminar
  18. Un contraluz brutal!!!
    Un placer visual.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  19. Las espinas del alma....que bonito ñoco...uno se acostumbra a ellas con la esperanza de que algún dia dejen de doler..
    Me encanta la luz en los cactus ¡
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  20. beautiful light and colours ! seems to be soft but it isn't !
    love your words with this image !

    ResponderEliminar
  21. El sol siempre alivia.
    Magnífica foto. Parecen dedos.
    Bicos.

    ResponderEliminar
  22. "No te establezcas en una forma, adáptala y construye la tuya propia, y déjala crecer, sé como el agua. Vacía tu mente, sé amorfo, moldeable, como el agua. Si pones agua en una taza se convierte en la taza. Si pones agua en una botella se convierte en la botella. Si la pones en una tetera se convierte en la tetera. El agua puede fluir o puede chocar. Sé agua, amigo mío".

    ResponderEliminar
  23. Después de todo lo que te dicen y de las palabras de Julius... que palabras puedo escribir ???

    ...que ese dolor runruneante del alma es terrible y que nadie debería tener esas espinas aunque el sol gratifique su dolor...

    ...que para tu foto no tengo calificativos... solo magistral.

    Abrazos a un mago de la palabra e imagen
    PsiAs

    ResponderEliminar
  24. Son como pequeños aguijones que acaban insensibilizando la piel donde se clavan... Siempre es curioso disfrutar de tus fotografías.

    un abrazo

    ResponderEliminar
  25. Bien controlados esos rayos de sol que iluminan pero no queman, buena foto, Ñoco, el texto se ciñe como "anillo al dedo".

    Saludos.

    ResponderEliminar
  26. Preciosa fotografía,ñOCO. menos mal que alguien vive con sus espinas sin que le duelan. Es esperanzador,
    Besos,

    ResponderEliminar
  27. Nice to look at - but not touch ; )



    ResponderEliminar
  28. ...chapó ñOCO!
    Impecable fotografía...y no menos tu reflexivo texto.
    Un vez mas genial. Un abrazo amigo.
    Ramón

    ResponderEliminar
  29. Me gusta esa iluminación alrededor de las plantas, casi parecen manos con unos guantes luminosos.

    Muy bonita, Ñoco.

    Abrazos.

    ResponderEliminar
  30. Has captado una luz preciosa formando una composición buenísima. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  31. No se si me estás engañando o no, pero .... me fío de ti. Voy a acariciar esa hermosura porque no me puedo resistir.

    ñOCOOOOOOOOOOOOOO ... #cahisenlamar, que si hay dolor !!!
    Siempre hay algo de dolor por el camino.
    Un abrazo, iP

    ResponderEliminar
  32. Una foto fabulosa, ni las espinas las siento. Magnífica.
    Mi aplauso. De los mayores.

    ResponderEliminar
  33. para amantes de dolorosas sensaciones...

    ResponderEliminar
  34. Cuantas más corazas se ponga uno para ocultarlo, más queda el dolor aprisionado y más duele. No creo que uno pueda acostumbrarse sin pagar las consecuencias de algún modo.

    tD1b, Ñoco.


    ResponderEliminar
  35. Me gusta mucho cómo la has visto y la luz empleada envolviéndolo todo...Muy bonita

    Abrazotes

    Noemí

    ResponderEliminar
  36. Cada cual su cruz, los más sus espinas y a unos pocos tan solo les molesta algún padrastro o dureza.

    Por suerte hay sol.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  37. La fotografía es incisamente maravillosa. En cuanto a las espinas del alma, me temo que no pasa un día sin que se me clave una nueva...

    Un abrazo. ñoco!

    ResponderEliminar
  38. Una macro muy bella, amigo... Y que se auna a la perfeccion con tus palabras...

    Ojalá las espinas no nos llegan a dañar

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  39. Cómo resaltan en el contraluz las pequeñas espinas... parecen pelusas, pero no creo que sean indoloras si se te clavan.
    Me gusta mucho el efecto abstracto de la imagen y muy bueno el texto.
    Abrazo, Bolo.

    ResponderEliminar
  40. Cada día me resulta mas dificil expresarte la belleza, calidad y sensibilidad de tus posts.. Muchas gracias por estar siempre pensando y cavilando para tus lectores.

    Cada día al caer la tarde analizo mi existencia y noto que las espinas se van diluyendo y que mi existencia es cada vez más indolora.
    GRACIAS

    Un beso

    ResponderEliminar
  41. ¿No son bellos los cactus a pesar de sus espinas?

    Desde luego los de tu foto son una maravilla. Me encanta el punto de vista, la nitidez los colores... y esa manera de ligar la imagen con el alma.

    Las espinas siguen ahí, son como algunas heridas que se cierran pero en ocasiones las sientes como si fuern recientes.

    Un abrazo,

    ResponderEliminar
  42. Un dolor que protege y qué buena fotografía ñOCO!
    Un fuerte abrazo:)

    ResponderEliminar
  43. Oh! qué bonito el reflejo de los pinchitos ÑOCO.

    A los que llevan los pinchos puestos nunca les duelen, es quienes se pinchan con ellos los doloridos.

    Muuuchos muuchos besos y no pinches a tu visitas que sé que tienes jaja .. es broma, sieempre eres un cielo sin pinchos. todo lisito y suave:)


    Muuchos besos para ti y tus visitantes:))

    ResponderEliminar
  44. Very pretty - the backlighting makes this photo so good.

    ResponderEliminar
  45. Que buena luz has captado en esta fotografía. Excelente
    ¿seremos masoquistas? ;-)
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  46. Una imagen llena de magia, con este contraluz bellas letras Saludos


    http://creatividadeimaginacinfotosdejosramn.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  47. ✿⊱°•
    Fotografia super linda e expressiva ao mesmo tempo, beleza e tristeza andam juntas.

    F░E░L░I░Z

    P░Á░S░C░O░A !!!
    ¸.•°✿✿º°。

    ResponderEliminar
  48. Me gusta mucho este semi-abstracto :)

    Llevo un rato preguntándome como Ñoco has conseguido fijar toda la luz a esas "escarpias"…

    bsÔs.

    ResponderEliminar
  49. Suele ocurrir. Nos acostumbramos a vivir con aquello que nos duele, y lo suavizamos disfrazándolo con hermosas vestiduras.
    Un abrazo, ñOCO.

    ResponderEliminar
  50. Acertadísimo texto, la imagen, enormemente atractiva y atrayente, un contraluz precioso y nitido, un abrazo.

    ResponderEliminar
  51. Direiche algo. A dor nunca é indolora. O mesmo que a agua nunca é "insabora". As espiñas mancan sempre e deixan a súa pegada, aínda que con elas veñan bágoas...

    BQÑSMTS.

    ResponderEliminar

·>
·>

· algial@gmail.com