7/5/19

855 - La Espera



la temperatura era muy agradable... de julio

se sentó en el cálido suelo
a esperar

con esa calma chicha
deseaba saber si el sol habría de ocultarse
antes de que el velero llegase al puerto

el tiempo no vale nada, cuando la espera merece la pena



· · ·
855·CR328·190422 · La Espera ©2019  
w'150710-040-Portugal-Barra ©2015
· · ·

34 comentarios:

  1. La foto es buenísima y con espectáculos como estos que nos ofrece la naturaleza, bien merece la pena sentarse, esperar y disfrutar...

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  2. Preciosa Alfonso, el contraluz es una maravilla y el encuadre y la composición son buenísimos.
    Verdaderamente en este caso la espera mereció la pena...
    Por cierto, el alza-cable es la vara que lleva el que está en la foto delante del paso. Es para subir los cables que atraviesan las calles y puedan pasar la imágenes.
    Un abrazo amigo

    ResponderEliminar
  3. Buenísimo el encuadre, ese triángulo de mar, ese reflejo...y sobre todo todas esas historias que nos invita a imaginar

    ResponderEliminar
  4. Esperar siempre se hace duro... al menos en este caso la espera vaió la pena.
    Me encanta la imagen con esa diagonal que la cruza y te acompaña hacia el horizonte.
    Un fuerte abrazo Alfonso

    ResponderEliminar
  5. a veces la espera nos trae una inmensa paz

    maravilloso instante

    :)

    ResponderEliminar
  6. Que maravilla de foto, si fuera millonaria te la compraría y presidiría mis mañanas y mis noches. Me encanta el encuadre, es más que perfecto, es único y perfecto, y eso pasa tan pocas veces....Y esos rayos dorados esperándome...
    Besos, Alfonso, dos.

    ResponderEliminar
  7. Una imagen de esas que se quedan clavadas en los ojos. Un abrazo

    ResponderEliminar
  8. Muy buena la composición y los tonos de la caída de la tarde. Merece la pena esperar con tal de contemplar esa maravilla.

    Besos

    ResponderEliminar
  9. Estoy muy de acuerdo con lo que dices sobre que el tiempo no vale nada, si lo que se espera vale la pena.

    ResponderEliminar
  10. Preciosa imagen, Alfonso. Me gusta!!!
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  11. La luz del atardecer tan maravillosa siempre, para esperar o para fotografiar, da lo mismo.
    Buena imagen y preciosa espera, mas cuando no se tiene prisa y el tiempo es lo que es y no lo que hacemos de él.
    Besos

    ResponderEliminar
  12. Excelente reflexión...muy bien complementada con la fotografía.
    Feliz Semana.
    Un abrazo
    Ramón

    ResponderEliminar
  13. La luz maravillosa y la composición genial.
    Como bien dices 'el tiempo no importa si la espera merece la pena'

    Abrazos

    ResponderEliminar
  14. Seguramente son más veces las que merece la pena que las que no. El tiempo, no sé si existe, pero si así fuera, habría que ser generosos con él.

    La fotografía, me recuerda algo...o quizá a alguien.

    Besos.

    ResponderEliminar
  15. Esperas así, sin estrés ni prisas, merecen siempre la pena. Una imagen preciosa.

    ResponderEliminar
  16. Buena fotografía, Alfonso, con una estupenda composición, donde la bicicleta atrae la mirada en un principio y la linea en diagonal nos la reconduce hacia el fondo de la imagen, muy buenos también esos brillos en el pavimento.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  17. Dan ganas de robarse la bici y largarse al mar con ella

    ResponderEliminar
  18. Bella imagen, con unos tonos calidos preciosos... Buen trabajo, amigo

    ResponderEliminar
  19. Everything arrives in time, even when there is no more time.

    ResponderEliminar
  20. Hasta siento la tibieza del suelo...

    Claro que no importa esperar mientras la geometría de un atardecer entra por tus ojos y se ajusta a este encuadre tan precioso y preciso, tan intencionado...

    Me gustá muchísimo, Alfonso, y me admira cómo has sido capaz de mantener los tonos y las texturas con tanta nitidez con ese Ocaso de frente y esa composición de la escena que enamora.

    Velero y calma chicha al mismo tiempo..., toda una filosofía de vida. Para qué correr tanto.

    Ya nos contarás, Alfonso, si en tu apuesta plácida ganó el sol o el velero.

    Un abrazo, guapo,

    ResponderEliminar
  21. That's a beautiful, warm photo. I'd love to get on that bike and ride along the seashore.

    ResponderEliminar
  22. A veces tenemos tanta prisa por vivir que se nos pasan estos preciosos instantes, me niego a ello, seguro que el velero tampoco tenía prisa en llegar a puerto.

    Besines utópicos, Irma.-

    ResponderEliminar
  23. A veces, cuando menos se espera, tras la calma chicha se desata una marejada, pero nada estropea el momento, el velero aprovechará el viento y llegará a puerto antes que se ponga el sol.
    Y en la mochila siempre una chaqueta...por si refresca.
    En la foto todo está donde tiene que estar. Que bien trazas, maestro.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
  24. Preciosa imagen Alfonso.
    :)
    Besos

    ResponderEliminar
  25. Con ese bello atardecer y el velero en cercanía, no sería simple espera, sino una formidable contemplación.
    Se siente la magia de la naturaleza.
    Un abrazo Alfonso.

    ResponderEliminar
  26. Tremenda foto. Primero por la composición y después por la ejecución. El centrado de la bicicleta me gusta mucho (esperando a su dueño)

    ResponderEliminar
  27. Cierto, las cosas buenas de la vida se hacen esperar, pero como dices en el texto merece la pena.
    Que puesta de sol maravillosa.
    ¡Un abraso Alfonso!

    ResponderEliminar
  28. Gorgeous! Well worth the wait.

    ResponderEliminar
  29. En este caso la espera mereció la pena para conseguir un buen encuadre y una buena fotografía.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  30. Una foto muy bella, llena de paz.
    Un abrazo Alfonso.

    ResponderEliminar
  31. Um momento de encanto, com uma visão morna e precisa!
    Um beijo

    ResponderEliminar


...........................
· algial@gmail.com